EL DOLOR EN 6 PUNTOS

¡A prisa, a toda prisa! Sin duda, hoy en día vamos siempre con prisa a todas partes. Ya sea para el trabajo, al estudiar o incluso disfrutando de nuestro tiempo libre, el tiempo siempre juega en nuestra contra. 

Por ello, queremos ayudarte a que aprendas unos conceptos muy muy básicos sobre dolor de la forma más rápida y resumida posible. ¿Empezamos?

Van a ser solo 6 puntos:

  1. El dolor es una respuesta normal e increíble: dentro de los sistemas que sirven para proteger nuestro cuerpo del peligro, tenemos los sentimientos (feelings system). Entre sus respuestas, quizás el dolor sea la más poderosa; pues depende de su capacidad para predecir, intuir y evaluar el peligro, así como para dar una respuesta multimodal, dinámica y modificable.
  2. Los nervios transmiten información mecánica, térmica y química de los receptores: la información sobre peligro que pueden captar los nociceptores debe de transmitirse en primer lugar hacia la médula (nociceptor espinal). Si tras ello consigue continuar (modulación espinal / Ganglio de la Raíz Dorsal), el mensaje de peligro podrá llegar finalmente al cerebro. 
  3. La sensibilidad de los receptores de peligro es modificable: la presencia de inflamación o un daño real de los receptores puede hacer que aumente su sensibilidad. El patrón por el cual varía está de acuerdo con las características del tejido involucrado. 
  4. La sensibilidad de los sistemas de transmisión de peligro es modificable: la sensibilidad de las neuronas espinales lleva la información al cerebro puede aumentar, como en los casos de alodinia o hiperalgesia. El nivel de protección interna requerido determinará el tipo y el grado de respuesta activada. 
  5. El dolor solo es uno de nuestros sistemas de protección: todos los sistemas que se encarga de nuestra protección -simpático, motor, inmune o cognitivo, por ejemplo- funcionan como un conjunto, influenciando unos a otros y cambiando la forma en la que nuestro cuerpo trabaja, cómo sentimos, de forma orquestada. 
  6. Problemas complejos a veces necesitan de soluciones complejas: en procesos de dolor crónico no suele haber soluciones rápidas, sino que suelen llevar tiempo, paciencia, persistencia, coraje y entrenamiento. La ruta hacia la recuperación está centrada alrededor de la identificación de amenazas y de la exposición gradual a las mismas (no sólo físicas o referidas a la carga). 

 

Bibliografía: 

  • Moseley L & Butler D, 2017 ;  Explain Pain Supercharged

Artículos relacionados

Respuestas

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.